ANÍBAL SÁNCHEZ QUEDÓ PICADO CON SU PRIMERA ACTUACIÓN

El estreno del convive Aníbal Sánchez con los Tigres de Detroit en los Spring Training no fue lo que esperaba en el equipo ni el propio lanzador. Sus oponentes le dieron hasta con el tobo y aunque el resultado no es lo principal en estas instancias, el venezolano terminó incómodo con su actuación.

El diestro permitió un total de tres carreras limpias, cuatro inatrapables, un boleto y no ponchó a nadie en su entrada de actuación. Los maderos rivales descifraron a la perfección sus lanzamientos y la mayoría de los contactos fueron sólidos.

Cuando se le preguntó su opinión sobre los resultados negativos, Aníbal Sánchez no encontró una respuesta. “No lo sé”, expresó el diestro a Detroit Free Press. “Vean los vídeos. No sé qué es lo que está pasando”.

 

You May Also Like